Alicia Casas Marcos

Ruth Gabriel y la sabiduría de su día a día

Deja un comentario

¿Días contados?…Qué mejor pregunta…

La actriz Ruth Gabriel – quién ha trabajado en: Barrio Sésamo, Querido Maestro, El Comisario, Bandolera, etc– transmite ternura y optimismo en estos tiempos de crisis. Aprovecha cada día como si del último se tratase.

Su padre, el actor Ismael Sánchez Abellán, y su tía, la actriz  Susi Sánchez, le han inculcado  que “de todo se puede aprender”, frase que lleva presente siempre consigo. Aún en las situaciones más rocambolescas, finalmente ha sabido sacar algo positivo y productivo que le ha conducido a no tirar nunca la toalla.

Acaba de terminar la gira “Verano”  de  Jorge Roelas; la cual ha protagonizado junto a Ana Marzoa y Lidia Navarro. Están barajando la posibilidad de continuar promocionándola por diversos lugares. “Estamos hablando con Argentina y parece que están interesados”, afirma Ruth. Esperan que la logística permita llevar a cabo este proyecto. “… Y a cruzar los dedos y que todo siga para delante”.

Para Ruth Gabriel, actualmente nos vemos inmersos en una especie de momento de pánico. “Lo importante es que van saliendo soluciones, inventos…”.

Los recortes económicos a nivel cultural, bajo su percepción, no llevan consigo la desaparición paulatina de ese sector.

“Los actores y actrices nos encontramos en peligro de supervivencia, no de extinción”. Sonriente, la actriz opina que, los que conforman su gremio, siempre van a salir de los problemas con más innovaciones.

Con la ternura que la caracteriza, habla de Imanol Uribe. “Gracias a él me dedico a lo que más me gusta en este mundo”. Reconoce, entre risas, que cada vez que le ve le da unos achuchones enormes.

Días contados es la película que me parío”. Dirigida por Imanol Uribe, con ella recibió muchos reconocimientos, como la Concha de Oro y el Premio Goya a la mejor actriz revelación. A su vez,  estuvo nominada como Actriz Protagonista por el mismo premio.

Quizás el título de la película con la que debutó Ruth Gabriel sea la
antítesis a
 su filosofía de vida…

Una vida que no se traduzca  a la contabilidad estricta de los meses de un calendario.

La vida es un aprendizaje continuo.  Tanto es así, que lo mejor es no pensar en los días pasados; sino en los que nos quedan por vivir…

A nuestras espaldas podemos llevar consigo un secreto inconfesable, un arrepentimiento irreversible, o un sueño inalcanzable; pero éste último se puede llegar a cumplir. ¡Olvídense de los días contados!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s